Antecedentes

En El Salvador como a nivel mundial el uso de botellas plásticas, y de otros materiales como lata, cartón, vidrio no retornables, para bebidas gaseosas, agua, refrescos, jugos y otro tipo de bebidas están desplazando cada vez más a las botellas retornables, así mismo otros materiales como el papel utilizado en oficinas y empresas, se está incrementando aceleradamente, formando parte de este problema las 3400 toneladas de desechos sólidos que se generan en todo el país y que lamentablemente no siempre tienen una disposición adecuada. En El Salvador como a nivel mundial el uso de botellas plásticas, y de otros materiales como lata, cartón, vidrio no retornables, para bebidas gaseosas, agua, refrescos, jugos y otro tipo de bebidas están desplazando cada vez más a las botellas retornables, así mismo otros materiales como el papel utilizado en oficinas y empresas, se está incrementando aceleradamente, formando parte de este problema las 3400 toneladas de desechos sólidos que se generan en todo el país y que lamentablemente no siempre tienen una disposición adecuada. .

En al año 2001 el Ministerio de Medio Ambiente y Recursos Naturales (MARN) en conjunto con el Ministerio de Salud Pública y Asistencia Social (MSPAS) iniciaron el Programa Nacional de Recolección y Reciclaje de Bolsas y Envases Plásticos, mediante el cual se involucró a la mayoría de las empresas envasadoras de bebidas del país, llevándolos a recolectar y reciclar un porcentaje de los envases o bolsas que lanzan al mercado con sus productos

Convertir botellas a vasos

Hoy en manualidades aprender a hacer te traemos esta idea de como puedes convertir  las botellas de cerveza en vasos de vidrio se ven súper originales y son muy fáciles de hacer

Lo que necesitas:

  • Hilo de algodón
  • Acetona (Quitaesmalte)
  • Un encendedor
  • Recipiente lleno de agua helada  y hielo
  • Lija

Paso a paso

  1. En un bol echamos quitaesmalte y empapamos el hilo de algodón, te recomiendo que lo trences , lo dejamos unos segundos para que penetre bien el líquido. Se puede usar el hilo sin trenzar pero va mejor así.
  2. Envolvemos el hilo alrededor de la botella, por encima de la etiqueta. Procuraremos poner el hilo bien centrado y nivelado alrededor de la botella, ya que justo ahí es por donde se cortará el vidrio.
  3. Nos situamos encima del fregadero que estará lleno de agua helada y hielo. Sujetando la botella por el cuello, encenderemos con el hilo de algodón. Daremos vueltas a la botella durante 20 o 30 segundos, para que el calor se reparta de manera regular alrededor de la botella. Ten mucho cuidado. 
  4. Una vez pasado el tiempo que hemos dicho sumergiremos la botella en el agua helada. La botella se quebrará por la parte donde está el cordón. Con el papel de lija repasaremos el borde del vaso, ya es un vaso, a fin de que quede suave y sin ninguna rebaba.